“Levantar la vara, como Parque, beneficia a las pymes que se radicaron en él”

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +
 Francisco Buchara, secretario de Desarrollo Productivo de San Nicolás, fue el desarrollador del proyecto del primer Parque Industrial de San Nicolás, un aglomerado industrial público y sustentable que acaba de ser certificado por IRAM como entidad que cumplimenta el Referencial 17 para normalizar sus procedimientos administrativos, ambientales y sustentables y garantizar su calidad.

Conexión Parques: ¿Cómo fue el proceso que llevó adelante el Parque Industrial Norte para certificar con IRAM el Referencial 17?
FB: En 2017, cuando se lanzó el Referencial, que es una norma específica para parques que toma aspectos de la ISO 9000, que se vincula con administración, otras de la 14.000 y 18.000, que abarcan ambiente y sustentabilidad y sirve para garantizar que ciertos procesos y niveles de calidad se sostengan más allá de las personas.
A modo de ejemplo, se arma un procedimiento de ingreso para cada empresa que desea sumarse al parque, y allí consta qué se le pide; un procedimiento de cobro de expensas: qué se le cobra a quién y cómo se le liquida…
Por eso nos pareció importante poder implementarlo para lo cual contactamos con IRAM a través de RedParques y les informamos que estábamos a disposición para comenzar el proceso de certificación.
Lo primero que hicimos fue tratar de entender las lógicas de funcionamiento y el hecho de ser un parque nuevo nos sirvió para poder ordenar y armar nuestros procesos internos.
Tras un inicio cauto, intensificamos el trabajo en el segundo trimestre de 2018. Ahí aumentamos las consultas con IRAM y los empresarios del parque para ver qué nivel de calidad requerían, trabajamos en los documentos y flujogramas.
Así llegamos a principios de año cuando tuvimos una primera auditoría interna en la que pudimos autoevaluarnos gracias a un auditor que contratamos y tras realizar algunos ajustes, la auditoría de IRAM aprobó nuestra propuesta de calidad con lo que logramos el certificado.

CP: Lo interesante del proceso es que arrancó junto con el parque y es importante destacar que es un parque público.
FB: Para nosotros fue un orgullo que la Universidad tecnológica Nacional de San Nicolás haya sido sede del ‘Encuentro Nacional de Mejora Contínua’ donde se presentaron casos de éxito por parte de grandes empresas como John Deere, Ternium Argentina, Acindar y nuestro parque pudo presentar su caso de certificación del Referencial 17.
Esto es bueno porque desmiente esa concepción de los público en general y de los parques en particular como espacios donde no hay interés por la calidad, y, para nosotros, estar a la altura de estas compañías nos ayuda mucho a ‘levantar la vara’ como parque lo cual, también, beneficia a las Pymes que se radicaron en él.

CP: En las reuniones con los empresarios, ¿cuáles eran las principales preocupaciones que les expresaban?
FB: Por lo general estaban preocupados por tratar de tener los mejores procedimientos a un costo razonable. Es decir, que los beneficios del procedimiento no se contrarresten contra un costo imposible de asumir.
Por eso muchas veces se plantea un procedimiento en apariencia perfecto pero las posibilidades económicas te obligan a ajustarlo a tu realidad.
En San Nicolás las principales preocupaciones de ls Pymes se relacionan con seguridad y la otra está relacionada con la calidad de los servicios del parque.

CP: ¿Cuántas empresas están radicadas y cuántas en proceso de radicación?
FB: Nuestro parque está sobre la ruta 9 casi llegando a Rosario y se enmarca en un proyecto llamado ‘Distrito Productivo Norte de San NIcolás’ que tienen varias fases y acabamos de terminar la primera que era desarrollar el primer parque industrial con 20 hectáreas y logramos ser el primer parque sustentable de la Argentina porque contamos con iluminación LED alimentadas con paneles solares, una gran cortina forestal, sistema de recolección de aguas de lluvia.
Actualmente, contamos con 30 Pymes de las cuáles hay 13 en funcionamiento y el resto está en construcción. Recordemos que somos un parque joven y que nació hace cuatro años.

CP: ¿Las Pymes compartirán naves o cada una construye la propia?
FB: Es un esquema clásico donde la Pyme compra el lote y construye la nave en un plazo de hasta dos años. Este plazo se pone porque al ser un parque público nos interesa el desarrollo productivo y no el negocio inmobiliario por lo cual la tierra se vende a muy buen precio y con buena financiación.
La venta de lotes le dejó al municipio una ganancia de un millón de dólares con el que se creó un fondo para asistir a las Pymes a través de la asignación de créditos a tasas competitivas y con menos exigencias y garantías que las que exige un banco, para que construyan sus instalaciones.
Hoy ya está el 92% vendido y estamos iniciando la fase II del distrito productivo y que contempla la expansión en 15 manzanas del Parque Industrial Norte; la creación del Parque Logístico Norte también de iniciativa pública y con 20 hectáreas de superficie y un parque privado que se llamará Parque Comercial Norte que concentrará todo tipo de proyectos que necesiten tener locales comerciales para canalizar sus ventas.
Tras esta fase, que llevará cinco años, pensamos desarrollar, dos parques más de iniciativa pública, expandir el actual parque y el logístico y acompañar al parque comercial en su expansión.
Todo esto en una zona de 400 hectáreas con conexión a la autopista y al puerto. Este es un parque muy atento a Rosario y a la pampa húmeda y que busca potenciar los agro y bioalimentos donde entendemos que somos muy competitivos para crecer.

CP: ¿En qué precios están los lotes remanentes de esta primera fase? ¿Y para la expansión?
FB: Están a razón de u$s 43 el metro y se financia en 48 cuotas a tasa cero en dólares.
Para la expansión prevemos una estrategia comercial bastante agresiva donde ya se pueden ver obras y está pensada como para quien compra en ‘pozo’ y saldrán 20 mil metros a la venta a razón de u$s 30 en el industrial y 15 en el logístico. El resto de los metros se venderán en el marco de una estrategia que los irá incrementando hasta llegara a los valores del Parque I.
En el parque comercial el negocio es de renta por lo cual no hay compra de tierra y construcción de nave sino que se alquilan metros.

CP: ¿Qué fue lo más difícil en el proceso?
FB: Lo más difícil es algo muy importante y que aprendí con el tiempo es que hay dos perfiles muy diferentes en los equipos que desarrollan un parque respecto al que lo gestiona.
El primero suele ser muy comercial, versátil, poco estructurado y que tienen que ‘ir al frente’ para conseguir las tierras,controlar las obras, conseguir financiamiento lo que hace que cuando quieras que ese equipo deba administrar procesos tenga muchos choques porque tienen otra cultura que los equipos de administración.
Entonces, respetando los perfiles, hicimos dos equipos: el que desarrolla y que cuando el desarrollo concluye se lo pasa al que administra.
De ese modo, el equipo de administración que estamos formando entendió mucho más rápido la importancia del Referencial 17 con lo cual ahora un equipo despega y cuando se está en vuelo entra el otro a normalizar.

CP: Seguramente nos veremos el 3 y 4 de septiembre en Somos Industria y nos contarás alli el estado de los proyectos.
FB: Si, la novedad es que este años estaremos junto al Parque vecino, Comirsa de Ramallo, porque hace un tiempo que trabajamos con el presidente de Red parques, Darío Parlascino, para generar un acuerdo para trabajar en conjunto en un marco regional superando esas viejas rivalidades locales y creemos que es una experiencia que deberíamos transmitir sobre todo a los municipios del conurbano donde, a veces, hay parques que se ‘pisan’.

Compartir.

Comentarios cerrados.